La Fundación Cascajares ha recaudado 42.870 euros en la XVI edición de la Subasta benéfica de capones a favor de la Fundación Prodis. El dinero recaudado se va a destinar a la inclusión laboral de jóvenes con capacidades diferentes formados en la Universidad Autónoma de Madrid, en el Programa Promentor de Prodis. El acto, celebrado en el hotel Ritz de Madrid ante unas 400 personas, fue conducido por los chef Samantha Vallejo-Nágera y Pepe Rodríguez, acompañados por el mago Jorge Blass.

En esta decimosexta edición se subastaron diez capones por los que se lograron 20.800 euros, estando las pujas coordinadas por Flavia Hohenlohe de la casa de subastas Sotheby´s. Los asistentes participaron además en el sorteo de varios productos Cascajares y donaron una cantidad en la entrada que sumó 7.070 euros. A esta suma se añadieron los donativos de los asistentes y empresas, entre los que destacan los 15.000 euros donados por la Obra Social “la Caixa”.

Josemi Rodríguez Sieiro, patrono de la Fundación Cascajares, subastó un capón que llevaba su nombre por el que se recaudaron 2.300 euros y además también fueron altas las pujas por “Pepe” (2.900 euros) y “Samy” (2.100 euros), bautizados en honor a los presentadores. A este acto solidario asistieron numerosas personalidades del mundo social, político y económico. Entre ellos, Juncal Rivero, Miriam Ungría, Esperanza Aguirre o Josemi Rodríguez-Sieiro.

Además, en el acto participaron varios jóvenes de Prodis, que resultaron beneficiados por estas ayudas en ediciones anteriores, quienes tuvieron la ocasión de comentar la importancia que para ellos tiene el trabajo. Entre ellos, Diego Muñoz quien aseguraba: “trabajo en una empresa de ascensores y me siento uno más” y otro de los jóvenes, Rodrigo Baltasar, resaltaba que lo mejor de trabajar es que” te da la oportunidad de ser independiente”.

Las pujas variaron entre los 1.600 y 2.900 euros en algunos de los capones subastados, que han sido criados en libertad y que fueron elegidos para esta subasta benéfica por la calidad de su carne, su raza, plumaje y peso (entre 5 y 7 kilos). Los ejemplares se expusieron durante todo el día en el Salón Real del hotel Ritz en grandes jaulas de madera.